Cómo escribir una biografía

Una biografía es la narración de la vida de una persona contada por otra. Es un género literario muy exigente y atractivo para los escritores, pues la fuente de información es prácticamente infinita.

En la mayoría de los casos las biografías son narradas por terceras personas, bien sea porque el protagonista de los hechos no tiene tiempo para escribirla, o porque no dispone de la habilidad para hacerlo. También es posible que la historia que se cuenta tenga como centro a una persona que ya falleció.

Sin embargo, con frecuencia ocurre que el mismo protagonista es quien cuenta su historia. En este caso, hacemos referencia a una autobiografía.

Antes de emprender la escritura de una biografía es importante que consideres algunos aspectos que te ayudarán a tomar decisiones claves para construir el mejor argumento.

Consideraciones para comenzar a escribir una biografía:

1. Comienza el proceso de investigación profunda.

Para llevar a cabo la escritura de esta historia necesitas disponer de información veraz, de manos de la persona que protagonizará las acciones. En caso de no contar con la autorización de esta, o que ya no se encuentre con vida, la obtención de los datos puede complicarse, por lo que deberás profundizar en su búsqueda.

2. Asegúrate de seleccionar datos reales.

Cuando no cuentes con el protagonista como fuente de información, sea porque se trate de una biografía no autorizada, o porque este haya fallecido, te recomendamos triangular tus fuentes, de modo que puedas confirmar los datos que recibes. Se trata de verificar y seleccionar información que se ajuste a la realidad.

3. Selecciona los hechos más resaltantes de la vida del protagonista.

Bien sea que se trate de una biografía o una autobiografía, es fundamental que tengas claro qué parte de la historia deseas contar. Usualmente, los escritores priorizan aquellos hechos que marcaron etapas de la vida del protagonista o se convirtieron en hitos de ella. No obstante, también puedes decidir contar toda la vida del personaje principal de la obra. Esta decisión también puede ayudarte a definir la secuencia de las acciones.

4. Decide qué imagen del personaje deseas presentar.

Esta es una reflexión muy importante que debes hacer antes de empezar a escribir. Como biógrafo eres responsable de cómo verá el público a tu protagonista. Esto implica que pienses en la finalidad de tu escrito, la rigurosidad o no que requieres para contar la historia y el mensaje que, finalmente, deseas enviar a la audiencia.

5. Una vez que cuentes con los datos, las fuentes confirmadas y hayas seleccionado los hechos más relevantes, construye el argumento del libro.

Estos escritos suelen presentarse de manera novelada, por lo que es posible que requieras organizar los hechos de modo que cumplan cierta estructura dramática. Tener claro el argumento te permitirá desarrollar esta estructura con mayor facilidad.

6. Decide si utilizarás la narración en primera o tercera persona.

Considerados los aspectos anteriores, es importante que decidas cómo presentarás tu narrativa. Las biografías varían según las preferencias del autor y, en algunos casos, según las sugerencias del protagonista. Por lo tanto, detente a considerarlo.

Tanto biografías como autobiografías pueden contarse en primera persona, pues esto depende del estilo que quieras darle a tu escrito. Muchos autores optan por redactar sus historias en forma de diario, memorias o una bitácora de viajes, por ejemplo.

Otros escritores se deciden por una narración en tercera persona, que los excluya de las acciones, pero aporte una perspectiva omnisciente al contar la historia.

7. La biografía que cuentes también puede ser ficticia.

Hasta ahora te hemos contado sobre biografías protagonizadas por personajes reales, al igual que sus historias. Sin embargo, este género también tiene espacio para la ficción.

Es posible narrar la vida de un personaje real, sobre la base de lo que imaginas que pudo ocurrir con él en un momento determinado. También es común que un autor decida escribir su autobiografía, presentando la vida que deseó o aquella que no quiso tener, en ambos casos, se basa en la ficción.

Otra alternativa es crear un personaje y narrar su vida de forma biográfica, se encuentre o no basada en hechos reales.

8- Realiza un esquema preliminar de la historia en el que recojas las reflexiones que ya hemos recopilado para ti y redacta tu argumento.

La planificación de la biografía es tan importante como lo es en cualquier género literario. Aunque debes contar con la inspiración suficiente para escribir, no es recomendable dejarlo todo en manos de la musa. Si tienes un norte definido, el primer paso ocurrirá con facilidad. Además, siempre puedes retroceder a cambiar el esquema inicial si aparece una mejor idea.

Como puedes notar, la biografía como género literario cuenta con un gran potencial. Como escritor tienes la posibilidad de tomar decisiones muy importantes antes de emprender este proyecto creativo y que te garantizarán un camino más seguro.

Si decides escribir sobre un personaje real, con una vida que se desarrolló en un contexto desconocido para ti, como científico, político, histórico y cualquier otro, tienes la responsabilidad de documentar los hechos tanto como puedas, pero además, asegurarte de hacer valer tu lado creativo y presentar la biografía con toda la riqueza literaria que desees.

Deja de dudar y comienza tu proyecto como biógrafo. Esa idea interesante que ronda en tu cabeza puede arrojar luz sobre aspectos desconocidos de la vida de un personaje, o dar a conocer hechos reales que nadie se atreve a contar. Tú puedes ser la voz de aquellos que no saben o no se atreven a relatar su vida, por aterradora o espectacularmente diferente, o por considerarla extremadamente común. Todas son historias que aguardan por ser contadas, ¿qué esperas?

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *